• Dom. Dic 4th, 2022

Comienza juicio contra Diego N, presunto feminicida de educadora en Michoacán

Poradmin

Jun 15, 2022

Ernesto Martínez Elorriaga

Corresponsal

Periódico La Jornada
Miércoles 15 de junio de 2022, p. 30

Morelia, Mich., El juicio oral contra Diego N, presunto feminicida de la educadora Jessica González Villaseñor, perpetrado el 21 de septiembre de 2020 en la capital michoacana, se inició el lunes.

El caso es emblemático entre grupos feministas y colectivos de derechos humanos, en parte porque el responsable de la agresión proviene de una familia adinerada, y porque los padres de la joven han mantenido una lucha aguerrida por todo lo que implica enfrentarse a un sistema de justicia en el que pocos confían.

La próxima audiencia será el 23 de junio, la última el 11 de julio y posteriormente se dictará la sentencia. Ha trascurrido un año siete meses desde que Jessica, de 21 años, fue localizada muerta. La defensa y familiares de la víctima han insistido en que Diego N sea castigado, pero la justicia es lenta, a pesar de que el indiciado fue detenido el 30 de septiembre de 2020.

Durante el proceso, Verónica Villaseñor, madre de la joven, narró el último día que estuvo con su hija. En tanto, el representante del Ministerio Público puntualizó que la tarde del 21 de septiembre de 2020, Diego y Jessica fueron al fraccionamiento donde él vivía, después de una discusión la golpeó hasta provocar su muerte. Después llevó el cadáver semidesnudo a la zona boscosa de San Miguel del Monte donde lo abandonó. Aunque el indiciado pidió ayuda a sus amigos, éstos se la negaron.

Jesús Medina, abogado de Diego N, exigió más pruebas, aunque sostuvo que su cliente ya fue sentenciado mediáticamente.

En todos estos meses se han dado a conocer pruebas que confirman la responsabilidad de Diego N en el feminicidio, hay videos donde se observa el auto que utilizó, incluso cinco meses después del crimen, la fiscalía de Michoacán detuvo a Hanna, presunta cómplice de su amigo y agresor.

En un cateo a su domicilio, las autoridades descubrieron que tenía un hacha y una chamarra del presunto homicida que ocultó durante meses.

Sin embargo, la detenida declaró que fue obligada y amenazada por el agresor.

Fuente: La Jornada

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.